¿Qué es mejor usar –chicle de xilitol, caramelos de xilitol, gel de xilitol o simplemente azúcar de xilitol (polvo)?

Como el xilitol es el único ingrediente realmente activo y efectivo, podemos aplicar la siguiente regla: cuanto más tiempo y más en profundidad la boca y los dientes (incluidos los intersticios) se bañen en xilitol, mejor y más completo será el efecto.

Esto significa que gana con ventaja...

el azúcar de xilitol (xilitol en polvo)

Los puntos a favor del azúcar o polvo de xilitol:

El xilitol puro es, de lejos, lo más barato y lo más efectivo. Se puede dosificar según las propias necesidades y requerimientos. Al enjuagarse la boca con xilitol, este se distribuye muy bien en la cavidad oral, donde permanece por largo tiempo y por lo tanto se produce un contacto prolongado tanto con los dientes como con las encías (lo que es el principal secreto de su eficacia).

Todo esto demuestra que, con toda probabilidad, el xilitol puro brinda los mejores resultados en términos de una mejor salud dental.

Los puntos en contra del azúcar/polvo de xilitol:

Debe tenerse en cuenta que el azúcar/polvo no viene en porciones, por lo cual se necesita más precaución y tiempo para manipularlo. Quien viaje en avión y planee llevar xilitol en polvo debe tener en cuenta que un producto de color blanco a lo mejor no pase los controles de seguridad del aeropuerto. (ver ¿Puedo llevar xilitol o productos con xilitol conmigo si viajo en avión?).

Chicles con xilitol (usar solamente los que tienen un 100% de xilitol como edulcorante)

Los puntos a favor del chicle de xilitol:

Es práctico para usar, guardar y transportar, fácil de manipular, tiene buen sabor y, como han demostrado numerosos estudios desde 1970, funciona bien (ver en inglés Xylitol studies [Estudios sobre el xilitol]).

Los puntos en contra del chicle de xilitol

Es muy caro, el envase se desperdicia (mucho plástico, etc.) y esto es malo, no solo para el ambiente, sino también para el suelo. En mi experiencia, los chicles individuales son muy pequeños, de modo que hay que consumir varios a la vez para “sentir” el efecto.

Además, los chicles contienen muy poco xilitol (lo máximo que he visto es de 1 gr por chicle). Al mascar chicle, la mezcla de saliva y xilitol se va tragando más rápido, de modo que los dientes y encías no se bañan por mucho tiempo, reduciéndose así los efectos del xilitol.

Como se dijo arriba, esto no ocurre con el azúcar o polvo de xilitol (o el gel o los caramelos), ya que con estos productos o sustancias el xilitol permanece mayor tiempo en contacto con la cavidad oral.

Otra ventaja es que se evitan los aditivos (como aromatizantes artificiales, cera de abeja, lecitina de soja, etc.) que muy a menudo pueden contener los chicles y que pueden ser un problema para los alérgicos.

Lo último, pero no lo menos importante: como los chicles aumentan el desprendimiento de mercurio de las amalgamas dentales que se puedan tener en la boca, para algunas personas lo mejor puede ser no usarlos en absoluto.[2]

Caramelos de xilitol (comprados o hechos en casa)

Prácticos, fáciles de emplear, guardar y llevar. Se manejan con facilidad.

Gel de xilitol (un producto nuevo, quizás difícil de encontrar fuera de Alemania)

Fácil de manejar y transportar, ideal especialmente para personas con discapacidades o que no pueden ocuparse por sí mismas de sus propios dientes (ver Xilitol: otras aplicaciones útiles).

¿Y qué hay de los productos que contienen xilitol y otros tipos de azúcar?

Como tanto la sacarosa (o sea el azúcar común de mesa) y otros carbohidratos relacionados se consideran altamente cariogénicos, mezclar el xilitol con sacarosa no tiene mucho sentido.

En experimentos con animales (cuyos resultados no necesariamente pueden transferirse al hombre)[1], el xilitol se ha demostrado muy efectivo contra las caries, incluso ante el agregado de alimentos altamente cariogénicos con contenido de azúcar y/o almidón.

Aún en dientes cariados, usar xilitol en forma pura parece ser lo mejor. Donde haya que agregar otros tipos de carbohidratos, se puede optar entre maltitol o jarabe de maltitol, eritritol, así como también pequeñas cantidades de sorbitol o sustancias relacionadas.[4]

Los estudios realizados hasta la fecha sugieren, sin embargo, que para la profilaxis de las caries, los productos endulzados al 100% con xilitol son superiores a los que contienen sorbitol.

El xilitol empleado “por cucharilla”, funciona incluso cuando se lo combina con azúcar de mesa cariogénico, ver Si no me cepillo los dientes después de comer dulces pero simplemente consumo media cucharadita de xilitol, ¿por qué puede funcionar?

Ver también en Inglés Best tooth-friendly sugar substitutes [Los mejores sustitutos del azúcar para los dientes].

¿Cuánto tiempo tengo que exponer la boca y los dientes al xilitol?

No hay una regla estricta al respecto e incluso un minuto parece ser de gran ayuda. Pero los tiempos mayores de exposición parecen brindar fantásticos resultados, p. ej. dientes lisos como porcelana, desensibilización de cuellos dentales, reducción de la placa, etc.

(Recordemos brevemente que enjuagarse la boca con agua después puede disminuir notablemente el efecto del xilitol).

¿Cuál es el modo más simple de tratar mis dientes con xilitol?

Si no hay mayores problemas de dinero, los caramelos y el gel de xilitol son los más fáciles de emplear (aunque no se puede decir que usar xilitol puro en lugar de caramelos y gel sea “engorroso”).

Si por razones sociales no se puede hallar un momento para enjuagarse la boca con xilitol (p. ej. en el trabajo), entonces los caramelos de xilitol son lo mejor.

Es más efectivo chupar el xilitol, enjuagarse, o usarlo para el cepillado?

Al usar la saliva saturada de xilitol para cepillarse los dientes, el efecto limpiador aumenta notablemente.

Después de usar xilitol, ¿tengo que usar también dentífrico?

Esto no tiene mucho sentido.

¿Puedo dejar de lado el dentífrico (y hasta el cepillo dental) y usar solamente xilitol para prevenir caries y cuidarme la boca?

Sí, el xilitol en polvo puede ser suficiente por sí mismo (a pesar de lo afirmado, se recomienda de todas formas el uso diario de hilo dental para remover las partículas de comida que se quedan entre los dientes).

El cepillo solo nos permite alcanzar solo una parte de toda la superficie dental (de hecho, de acuerdo con la revista German Stiftung Warentest, el 40% de la superficie total del diente se ubica entre diente y diente) y casi no se usa para limpiar las encías o la lengua.

El xilitol, en cambio, penetra y “lava” una gran parte de la cavidad oral cuando se hace un enjuague de varios minutos de duración, de modo que inhibe la formación de placa cariogénica en toda la boca.

Cuando se deja de usar el cepillo, puede que cada tanto se observe una ligera capa marrón, desagradable a la vista pero inofensiva. La misma se puede sacar cepillando bien los dientes con la mezcla de saliva y xilitol.

Si se extraña el sabor a menta de los dentífricos comunes, basta agregar una gota de aceite esencial de menta (en lo posible orgánico) al xilitol.

Si no me cepillo los dientes después de comer dulces, pero tomo media cucharadita de xilitol, ¿puede funcionar y por qué?

Si bien es cierto que el azúcar común de mesa permanece en la boca, sorprendentemente el xilitol actúa a menudo por su cuenta, o sea incluso sin cepillarse los dientes (la mayor razón reside en su habilidad de inhibir ciertos enzimas, ver Tres efectos extraordinarios del xilitol).

Al tener dulces en la boca, las bacterias se alimentan de ellos. Pero cuando al mismo tiempo hay también xilitol, las bacterias no pueden distinguirlo del azúcar común y luego de “ingerirlo” muchas mueren, disminuyendo así la producción de ácidos peligrosos y por lo tanto el riesgo de cariado.

El xilitol también estimula bastante la producción de saliva, lo que provoca un efecto adicional de limpieza en los dientes, una característica aparte del poder limpiador que el xilitol obviamente posee, pero que no se ha investigado hasta el momento.

Como se describe en Tres efectos extraordinarios del xilitol, después de consumir azúcar de mesa sería aconsejable mantener en la boca una concentración alta de xilitol.[3]

¿Puedo usar xilitol inmediatamente después de las comidas o tengo que esperar 30 minutos después de cepillarme los dientes (como cuando se come algo ácido, para evitar daños al esmalte)?

En realidad, es más ventajoso usar el xilitol inmediatamente después de las comidas, por dos razones.

1. La primera es que el xilitol estimula en gran medida la producción y el flujo de saliva, y los componentes de la saliva (saludable) que se originan a partir de la comida ingerida neutralizan todos los ácidos presentes. De esta forma se remineralizan los dientes, cuya superficie está recién afectada, por lo tanto, cuanto más pronto se use el xilitol después de comer, más efectivo será (ver Remineralización y desmineralización dental, saliva y pH).

2. El xilitol inhibe la actividad de las bacterias que producen ácido. Generalmente se piensa que después de comer alimentos ácidos hay que esperar antes de cepillarse los dientes, porque la superficie del diente se encuentra ligeramente “ablandada” por el ácido y si se cepilla enseguida, podríamos raspar algo del esmalte también. Mientras se espera el tiempo recomendado, se supone que los componentes de la saliva reendurecen la superficie ablandada del esmalte.

Este proceso puede, sin embargo, acelerarse empleando xilitol. En este caso, se debería comenzar enjuagando solamente con xilitol y, si es posible, seguir 1 ó 2 minutos después con el cepillado para distribuir la mezcla de saliva y xilitol por todos los dientes.

¿El xilitol se puede usar en caso de caries serias (lesiones cariosas abiertas grandes)?

Hasta la fecha, la experiencia de muchas personas ha demostrado que el xilitol reduce la población bacteriana. En otras palabras, según lo que sabemos hoy, no hay bacterias cuyo crecimiento se propicie a través del xilitol. La única observación sobre las inflamaciones indica que las mismas se han reducido.

¿Tengo que cepillarme los dientes a los 5 minutos de enjuagarme con xilitol o inmediatamente después?

En nuestra experiencia, lo uno o lo otro está bien.

Notas al pie

1 Se ruega notar que Healing Teeth Naturally no apoya la experimentación animal. Se discuten muchas razones para ello, por ejemplo (enlaces en inglés) Animal Experimentation Unscientific [La experimentación con animales no es científica], On Differences Between Species [Acerca de la diferencia entre las especies], Better Science: Benefits of Using Non-Animal Tests [Una ciencia mejor: los beneficios de realizar pruebas sin animales], The Harms to Humans from Animal Experimentation [Los daños al hombre originados en la experimentación animal] y Better Science: Limitations of Animal Tests [Una ciencia mejor: limitaciones a las pruebas en animales].

2 Ver On the dangers of amalgam fillings [Los peligros de las obturaciones con amalgama].

3 Hay que tener en cuenta que usar xilitol después de consumir azúcar no previene el efecto sistémico de la ingesta de sacarosa concentrada en el fluido dentinario (ver Dentinal fluid transport - revolutionary theory of natural caries resistance and cariogenesis) o Transporte do fluido dentinal - teoria revolucionária sobre resistência natural à cárie e cariogênese.

4 Ver Tooth-friendly sugar replacements [Sustitutos del azúcar buenos para los dientes].

Curación natural de los dientes